Viernes 07th agosto 2020,

Curiosidades e Historia

Ξ Deja tu comentario

Un pequeño mundo perfecto

posted by Vicente
Un pequeño mundo perfecto

Por Vicente Valero

    

     ­ ­ Entre los reportajes sobre Eivissa publicados en los años treinta del pasado siglo destaca por diversas razones el que escribió para la revista barcelonesa Mirador, en 1933, el periodista catalán Carles Sentís, fallecido a los 99 años de edad este pasado mes de julio y después de una dilatadísima trayectoria como articulista que ha perdurado hasta sus últimos días.
     Se trata, en primer lugar, de un reportaje acompañado de fotografías y para una revista que por aquellos años privilegiaba la información turística –pionera, por tanto, a su modo, de las actuales revistas de viajes–. Algunos de aquellos textos son ahora fácilmente accesibles debido a la reciente publicación de un libro titulado ´L´estiueig. Com feiem vacances entre 1929 i 1935´ (Quaderns Crema) que, al cuidado de Marc Soler, reúne una serie de artículos y reportajes de diferentes autores aparecidos en la mencionada revista.

     El viaje a Eivissa de Carles Sentís data del verano de 1933 aunque sus artículos fueron publicados en noviembre y diciembre de aquel mismo año en una serie titulada ´Les Balears desencalmades´ y en la que se da noticia también de sus estancisa en Mallorca y en Menorca. Un viaje, pues, plácido, turístico y periodístico, por las islas Balears, de las que ya comienza diciendo, por cierto, que no existe entre ellas apenas coordinación alguna, que son muy diferentes entre sí, que se dan la espalda y que, si hubiera que señalar algún punto en común entre las islas, éste no sería otro que el actual «cacicado de March», con sus periódicos, y que éste tiene en Eivissa a su «escudero Matute» (sic).

     Y después de destacar, con gran satisfacción, que los ibicencos tienen como referencia principal Barcelona, y no Palma ni Valencia, pues hasta la capital catalana se desplazan siempre para «operarse» o comprar maquinaria o autos, lamenta, sin embargo, que los catalanes se hayan preocupado muy poco de la isla y que la desconozcan casi completamente: «Cataluña no sabe nada de Eivissa: no hay ni una sola escuela catalana, apenas llega ninguna publicación catalana…»

Un paseo por las costumbres

     La visión general de Eivissa que ofrecen estos artículos no está muy alejada de la que ofrecían otros que, por aquellos mismos años, se venían publicando en revistas españolas o extranjeras. Para empezar, gracias a su aislamiento secular, en la isla es posible conocer «una de las sociedades más puras, menos contagiadas; una sociedad cuyas costumbres pueden ser bárbaras o civilizadas, pero siempre de una singularidad total».

     Al hilo de lo que también dirían por aquellos mismos años Jean Selz, Walter Benjamin, Raoul Hausmann o la también periodista catalana Irene Polo, «en Eivissa -escribe Sentís-, la historia, incluso la remota, o mediata, todavía está viva, todavía se palpa». (Selz escribiría en 1934 que aquí «la Antigüedad» no se recorre entre ruinas, sino que sigue viva en sus costumbres y en su gente…). Y como también hicieron aquellos escritores, idealizándola, Carles Sentís explica y justifica la ´leyenda negra´, es decir, aquella que, en opinión de los mallorquines –y de algunos viajeros de finales del XIX y principios del XX–, afirma que los ibicencos eran demasiado aficionados al crimen. Y al respecto escribe Sentís: «¿Es que los ibicencos son mala gente? Al contrario. En Eivissa no se roba nunca nada. Las puertas están siempre abiertas; si están cerradas, la llave está en la cerradura. De noche (ya no digo de día) podríais ir campo a través más seguros que por el pasillo de vuestra casa. Al forastero lo llevan en palmas. Entrad en una casa de campo y escuchad aquello de ‘comed, bebed, fumad’. En fin, una hospitalidad como solo se oye hablar y no parece que pueda existir».

     A propósito de los crímenes mismos –y durante aquel mismo viaje del verano de 1933 consiguió enterarse de, al menos, dos casos horribles, leyendo el periódico La Voz de Ibiza–, Sentís los explica interpretando que «se matan (o se mataban) porque tienen un concepto calderoniano del honor y unas costumbres de festejar extrañísimas…» Y, sobre todo, «porque tienen mucho menos apego a la vida que la gente del continente y están acostumbrados a jugársela; porque la aventura y la lucha (corsaria o contrabandista) ha sido su pan de cada día…»

     Como tantos otros viajeros escritores o artistas, Sentís se refiere a la singular arquitectura ibicenca y la relaciona también con la moderna arquitectura internacional, al mismo tiempo que dice saber que por la isla corren por aquellos mismos días algunos arquitectos estudiándola y fotografiándola. «Abundan en toda la isla –afirma– edificaciones que podrían estar firmadas, sin retocar, por los amigos del GATCPAC.» Y en consonancia con estos amigos arquitectos catalanes que, efectivamente, andaban por aquí por aquel tiempo, también él ejerce de crítico de algunas nuevas edificaciones: «Desafortunadamente, ha empezado a surgir algún maestro de obras o arquitecto que embadurnan la isla con casas de puro estilo del Ensanche barcelonés». La arquitectura rural es también, para el periodista catalán, parte indisoluble de un paisaje que aprecia por su variedad cromática: «Eivissa es una cuatricromía: azul del agua y del cielo, blanco de las casas, verde de la vegetación y manchas de rojo de los frutos que se secan».

     De la arquitectura pasa a la indumentaria y aquí Carles Sentís muestra su sorpresa por el hecho de que, siendo la primera tan sencilla, la segunda, sin embargo, fuera tan complicada y hasta fastuosa. Una muy curiosa paradoja que extiende a la magnífica joyería, que admira, y sobre la que cuenta una anécdota divertida a propósito de un amigo suyo que, convencido de que aquello solo podía ser bisutería barata, entró en una joyería muy decidido para comprar unos pendientes y, cuando fue a pagar, se encontró con que le pedían dos mil pesetas… Y, por supuesto, salió como había entrado, aunque ahora reconociendo su error.

Turistas extranjeros en Eivissa

     Pero, además de estas y otras observaciones, digamos etnológicas, tan comunes entre los viajeros de aquel tiempo, Sentís ofrece también algunas visiones personales de gran interés. Su manera de observar, por ejemplo, a los extranjeros que visitan la isla y las descripciones que hace de ellos son impagables: «El más discretamente vestido lleva pantalones rojos sangre de toro; los cabellos, cuando no los esconde en un amplio sombrero, son largos, ondulados y engomados, cortados todos al mismo nivel que la nuca. A veces, una pequeña boina azul o roja, inclinada, que solo cubre un parietal y una oreja. Llevan camisetas lisas o de rayas, pero siempre chillonas –sobre todo, policromía– y un pañuelo atado al cuello y colgando espalda abajo al estilo manisero».

     Carles Sentís observa también que abundan los mochileros, «tan cargados de salud y mochilas como descargados de dinero». Especialmente alemanes, judíos, que huyen del nazismo. Y observa también que se practica el nudismo en Sant Antoni, lo que ha provocado ya algunos problemas con los payeses de la zona: «los payeses de los alrededores –tal vez descendientes de los famosos honderos baleares– decidieron ponerse a tirar piedras, y el alcalde competente tuvo que recomendarles que abandonaran el lugar».

     Adviértase que estas descripciones de Sentís sobre los extranjeros en Eivissa son de 1933, aunque muy bien pudieran parecer también de los años sesenta y setenta. Y es que el mito turístico ibicenco ya nació, en los años treinta, con las mismas peculiaridades –basadas en la libertad individual y el anticonvencionalismo social y cultural– que con el tiempo han dado celebridad a la isla en todo el mundo.

     Acerca de los turistas extranjeros que visitan Eivissa, Carles Sentís confirma que muchos de ellos «son gente más bien culta, artistas incluso. Tienen un punto de reunión, el bar de un francés, en el muelle de Ibiza, decorado al estilo moderno y puesto con muy buen gusto. Son gente refinada, amigos de Jean Cocteau, y algunos se llaman artistas». Se refiere Sentís, claro, al bar Migjorn, de Guy Selz, que había sido inaugurado aquel mismo verano de 1933, en el mes de junio.

     Y debía de tener un oído muy fino, o buenos informadores, porque durante su estancia le llegó noticia también de un extranjero que se dedicaba, supuestamente por afición, a «sondar las calas», y que no puede ser otro que Jokisch, un alemán que vivía en Sant Josep, amigo de Hausmann, y cuyas estrafalarias actividades en la isla inspiraron a Walter Benjamin –que estuvo en su casa alguna ocasión–, un buen argumento para uno de sus relatos ibicencos, el titulado ´La cerca de cactus´.

     Son una delicia estos textos ibicencos de Carles Sentís. En pocas pero muy expresivas e inteligentes pinceladas, retrata uno de los veranos más interesantes que se han dado en la isla, el de 1933, y ofrece una visión panorámica de aquella Eivissa anclada en su pasado remoto pero que empezaba a abrirse a la modernidad con la llegada del primer turismo.

     Por todo ello, concluye, «Eivissa es todo un pequeño mundo perfecto».

Puerto Ibiza 1930

Noticia

Se pone en marcha un centro comercial online en Ibiza
Abr 11, 2020 Ξ Deja tu comentario

Se pone en marcha un centro comercial online en Ibiza

posted by Vicente

Por @vicent_mari        Esta semana se ha presentado una nueva plataforma online con el objetivo de acercar a los hogares el comercio de proximidad del municipio donde se podrán  Leer más »

Cultura

eFilm: la plataforma gratuita de las bibliotecas públicas
Abr 6, 2020 Ξ Deja tu comentario

eFilm: la plataforma gratuita de las bibliotecas públicas

posted by Vicente

Por @vicent_mari        Con la colaboración del Departamento de Cultura, Educación y Patrimonio del Consell Insular de Ibiza se ha puesto en marcha la iniciativa eFilm, una plataforma de  Leer más »

Noticia

El Consell de Ibiza impulsa un programa virtual de ejercicios para las familias
Mar 29, 2020 Ξ Deja tu comentario

El Consell de Ibiza impulsa un programa virtual de ejercicios para las familias

posted by Vicente

Por @vicent_mari        Con el título de “Muévete en casa”, el Consell d´Eivissa ha puesto en marcha una iniciativa con el fin de promover el ejercicio y combatir la  Leer más »

Noticia

Paseo virtual en la nueva web del Museo Arqueológico de Ibiza
Mar 21, 2020 Ξ Deja tu comentario

Paseo virtual en la nueva web del Museo Arqueológico de Ibiza

posted by Vicente

Por @vicent_mari      Aquellos interesados en el patrimonio arqueológico de Ibiza y Formentera están de enhorabuena. Recientemente se ha conocido que la nueva web del Museo Arqueológico de Ibiza y  Leer más »

Curiosidades e Historia

¿Los ovnis apagaron el faro de sa conillera?
Feb 15, 2020 Ξ Deja tu comentario

¿Los ovnis apagaron el faro de sa conillera?

posted by Vicente

Por Cristina Amanda Tur, diariodeibiza.es      La primera vez que los medios registraron el avistamiento de un platillo volante en Balears fue en marzo de 1950. Sin embargo, no sería  Leer más »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


− 1 = tres

Buscar

Publicidad

Booktrailer

FB Like Box

Publicidadd

Ibiza lo tiene todo

Mennta en las redes

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Recent Reviews

Formentera, la última frontera del paraíso
0

Formentera, la última frontera del paraíso

Por Vicente Marí      Formentera es conocida en todo el mundo. Su fama supera todas las fronteras.  Deportistas, cantantes, estrellas de Hollywood, modelos, políticos, ricos empresarios… famosos y anónimos, son muchos  Leer más »

Jun 30, 2014 Ξ Deja tu comentario

Agenda

Los dinosaurios del Jurásico llegan al recinto ferial

Los dinosaurios del Jurásico llegan al recinto ferial

Por @vicent_mari      Desde este próximo sábado día 9 hasta el domingo 17 de este mes, por primera podremos disfrutar de una exposición totalmente diferente de lo que hemos visto  Leer más »

Abr 6, 2016 Ξ Deja tu comentario

Cartelera

Destacados de la semana

Snorkel en Ibiza y Formentera

Snorkel en Ibiza y Formentera

Por @vicent_mari      Todo el mundo sabe que es el snorkel. Es una forma de buceo a poca profundidad o a nivel de superficie empleando unas gafas de buceo y  Leer más »

Ago 10, 2016 Ξ Deja tu comentario

Entrevista

«El público pasará un buen rato con esta película»

«El público pasará un buen rato con esta película»

Por @vicent_mari      Jose Ignacio Ricarte, (Zaragoza, 1972) médico y director, esto último en sus ratos libres, vuelve a los focos de la actualidad cultural de Ibiza un par de  Leer más »

Jun 13, 2016 Ξ Deja tu comentario