Martes 16th agosto 2022,

Educación y Familia

Ξ Deja tu comentario

¿Su hijo esta deprimido?

posted by Vicente
¿Su hijo esta deprimido?

Por Rosa infante

      

     ¿Su hijo se muestra raro? ¿llora por cualquier cosa? ¿se niega a ir al colegio? podría estar sufriendo una depresión. durante décadas, la comunidad científica negó la existencia de esta enfermedad en los niños. ahora se intenta recuperar el tiempo perdido con esta patología que puede ser causa y consecuencia del fracaso escolar.

     «Una vez… él escribió un poema. Y lo llamó Chops. Porque así se llamaba su perro, y porque de eso se trataba. Y el maestro le dio un sobresaliente. Y una estrella de oro. Y su madre lo colgó en la puerta de la cocina y se lo leyó a todas las tías…

     Una vez… escribió otro poema. Y lo llamó Inocencia con signo de interrogación. Porque así se llamaba su pena, y porque de eso se trataba. Y el profesor le dio un sobresaliente. Y una mirada extraña y fija. Y su madre jamás lo colgó en la puerta de la cocina. Porque él jamás se lo enseñó…

     Una vez, a las tres de la madrugada… probó con otro poema… Y no lo llamó de ninguna manera. Porque de eso se trataba. Y se dio a sí mismo un sobresaliente. Y un tajo en cada muñeca húmeda. Y lo colgó en la puerta del cuarto de baño. Porque no pudo llegar a la cocina».

     Esto fue escrito por un muchacho de 15 años unos meses antes de suicidarse y, probablemente, sólo da una ligera idea del infierno por el que atravesaba. Sufría una fuerte depresión.

     Cuesta admitirlo. La niñez siempre se ha identificado con un periodo feliz. Ya vendrán luego las hipotecas, los pagos aplazados, los problemas con la pareja… las verdaderas razones para deprimirse. «Es una cosa que repugna. Desde la perspectiva adulta, el niño parece que no tiene razones para deprimirse y esto es una mala interpretación», comenta Victoria del Barrio, doctora en Psicología, profesora de la UNED y autora del libro Depresión Infantil (Ariel, 1997).

     La propia comunidad científica ha negado sistemáticamente durante décadas la posibilidad de que los niños pudieran sufrir depresiones. Freud tuvo mucho que ver en ello. La definió como una pérdida de la estima del ego, para acto seguido decir que el ego no se constituía hasta la pubertad. Explicación sencilla: los críos no pueden perder aquello que no poseen.

     Sin embargo, el niño puede tener tantas preocupaciones como el adulto, incluso más, ya que no es capaz de explicar muchos de los hechos que suceden a su alrededor, no consigue interpretar lo que le ocurre. En la actualidad, diversos estudios epidemiológicos (Domènech y Polaino, Rivas Terán, Bragado) hablan de que entre un 8% y un 10% de la población infantil y adolescente sufre depresiones. Este porcentaje va de menos a más a medida que aumenta la edad del niño y tiene su punto álgido en la etapa adolescente.

     Y mientras las investigaciones en este terreno aumentan, también lo hacen las visitas a psicólogos y psiquiatras por este motivo. Consultas que en esta época del año, coincidiendo con el inicio del curso escolar, se incrementan significativamente -aunque serán superadas por las del final de curso-. La experiencia de la mayoría de los profesionales consultados así lo revela y la asociación Pro Derechos del Niño (Prodeni) admite un aumento de llamadas, en las fechas de vuelta al colegio, en torno al 5%.

Los síntomas

     El porqué de esta tendencia no tiene que ver, como puede parecer, con un síndrome posvacacional, como en el caso adulto. Según el doctor Julián Alamán, psiquiatra infantil y pediatra del Centro de Salud Mental Infantojuvenil del distrito madrileño de Salamanca, «tiene que ver más con el recuerdo de experiencias negativas que el niño ha vivido y que no han sido superadas»: fracaso en los exámenes, adaptación a un nuevo centro, separación de los padres, mal trato recibido por parte de profesores y compañeros…

     «Recuerdo especialmente a un chico cordobés de 13 años», relata José Luis Calvo presidente de Prodeni, «había intentado suicidarse. El problema que tenía era con los compañero del colegio. Entre otras cosas, le duchaban con agua fría. La madre le cambió de centro y le puso en tratamiento psiquiátrico».

     La idea del suicidio se repite. Es uno de los síntomas de que se sufre una depresión y mucho más habitual entre los adolescentes que en edades tempranas. Algunos indicadores de esta enfermedad coinciden con los de la etapa adulta: tristeza, apatía o falta de concentración. Pero la depresión infantil también tiene los suyos propios: irritabilidad, quejas, crisis de llanto, desobediencia… Esto es así, tal y como afirma Inmaculada Amador, psicóloga y psicoterapeuta especializada en niños y adolescentes y directora del Centro Psicología Clínica y Psicoterapia, «porque el niño ve que se siente mal, pero no sabe expresar lo que le pasa».

     «En la edad preescolar», señala Jerónimo Sáiz, Jefe de la Unidad de Psiquiatría del Hospital Ramón y Cajal, «priman las dificultades en la transmisión verbal de los sentimientos y así los síntomas son más bien gestos, posturas, crisis de llanto, falta de interés y de colaboración con los adultos que le rodean… En la etapa escolar se parecen más a los que manifiestan los adultos: tristeza, baja autoestima, deficiente imagen personal, sentimientos de culpa…».

     Otros signos de la depresión infantil son los conocidos como psicosomáticos, manifestaciones que podrían obedecer a multitud de trastornos y que enmascaran el cuadro depresivo: trastornos del sueño, la alimentación, náuseas, vómitos, dolores de cabeza… Esto hace que a veces el diagnóstico de una depresión sea realmente complejo.

     En resumen, los síntomas son tan variopintos y complejos como las causas que los originan.

El diagnóstico

     Pero, ¿cómo distinguir una depresión de una simple rabieta? Juan José Miguel Tobal, catedrático de Psicología de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) y Presidente de Honor de la Asociación Española para el Estudio de la Ansiedad y el Estrés no vacila: «Existen tres criterios claves : la intensidad, la duración y la frecuencia de las crisis. Si se suceden muchas veces, muy intensamente y de manera duradera, estaríamos hablando de la diferencia entre lo normal y lo patológico». Los expertos consultados establecen un mínimo de tiempo de dos semanas de duración, para empezar a hablar de una verdadera depresión.

     Juan José López Ibor, catedrático de Psiquiatría de la UCM y presidente de la Asociación Mundial de Psiquiatría aglutina estos criterios en uno solo: «Cuando un niño cambia su carácter, deja de ser lo que era. Puede existir una depresión».

     Un cambio de esta índole es la primera voz de alerta. «Nosotros tuvimos un caso -relata Calvo- en el que el niño era muy normal, incluso modélico. Sin embargo empezó a tener problemas en el colegio. Hubo una vez que se enfrentó de una manera brutal a un profesor, insultándole. Indagando, se supo que vivía una situación familiar muy precaria, donde el padre había abandonado el hogar y les había dejado en unas condiciones económicas lamentables». De no conocerse estas circunstancias, lo más probable es que el niño hubiera pasado por un rebelde, más aún, un rebelde sin causa. Expresiones como «es muy raro», «es muy tímido, un maleducado», «está en la edad del pavo»… suelen oírse habitualmente a padres que no han pensado ni por un momento que su hijo pudiera estar deprimido. Dan cuenta de la falta de sensibilidad hacia una enfermedad cuya incomprensión en el caso de los niños es aún más acusada.

     Quizá ésta sea una de las razones por las que el diagnóstico es en mucho casos tardío. «A veces los padres piensan que ya se le pasará y demoran la visita. Pero el diagnóstico precoz es importantísimo», señala la doctora Amador. «Nuestra impresión», afirma el doctor Sáiz, «es que en la depresión se produce un retraso lamentable entre la aparición de la enfermedad y la consulta».

     Mantenerse alerta y tratar a tiempo. Ésa es la clave para impedir que el niño se hunda cada vez más en su particular agonía. Un tratamiento que, como en el caso adulto, pasa por una combinación de fármacos y psicoterapia. De omitirlo, con la propia flexibilidad del niño, es fácil que supere la enfermedad, pero también se corren riesgos. «Si no se trata, puede ir de un aislamiento social hasta el suicidio», señala Miguel Tobal. Si la cuestión es prevenir, habrá que estar especialmente al tanto de cualquier cambio que pueda afectar al niño.

Las causas

     «Atendí el caso de una niña de tres años», comenta la doctora Del Barrio. «Fue un caso especial, ya que su padre era médico y se dio cuenta en seguida de que algo no iba bien. Le puso un tratamiento farmacológico que le hacía mejorar, pero en cuanto se lo retiraba, la enfermedad volvía. Lloraba muchísimo, no se quería levantar ni ir al colegio. Lo que ocurría era que su tata de toda la vida se había despedido y su madre pasaba mucho tiempo lejos de ella».

     Las razones por las que puede deprimirse un niño son de origen variado: factores biológicos, ambientales, acontecimientos vitales… Dentro de los primeros, la personalidad es importante: los niños hipersensibles, introvertidos o con dificultades para manejar la ansiedad son los más proclives a sufrir depresiones. Y entre los ambientales destaca la estructura familiar.

     Las causas casi nunca son únicas, sino más bien una combinación de varias. Una buena pista es observar el entorno del niño, ya que la mayoría de las depresiones infantiles son exógenas o reactivas, es decir, se desatan a partir de circunstancias ajenas. El colegio es un buen barómetro. El fracaso escolar puede ser tanto causa como consecuencia de una depresión. En España afecta al 26% del alumnado (20% en Europa). Este eje de la vida del niño es el que origina un mayor número de consultas, ya que los problemas escolares son uno de los principales motivos de preocupación para los padres. «Los casos llegan normalmente muy avanzados, salvo cuando se da el fracaso escolar», comenta Lucila Andrés, directora del centro psicológico Grupo Luria.

     Por otro lado, muchas veces son los profesores quienes dan la primera voz de alerta de que al crío le está sucediendo algo extraño. También es verdad que cuando esto ocurre y el niño llega empujado por terceras personas, el diagnóstico suele ser peor. La doctora Amador suscribe esta afirmación con su experiencia e insiste en el papel de los padres: «los padres no son culpables, pero sí responsables».

     Esta responsabilidad tiene otra vertiente: «En mis conferencias», señala el doctor Miguel Tobal,»trato de explicar que estamos en un sistema social donde los padres quieren lo mejor para sus hijos, pero nos estamos encontrando con que, además de un buen colegio, hay que darles un curso de informática porque es importante para su preparación, un curso de alemán porque es un idioma con futuro, recibir clases de algún deporte porque también es importante… y vemos a críos sometidos a auténticas jornadas laborales de 12 y 13 horas».

     La presión, la competitividad, el consumismo… un cóctel explosivo que hace que muchas pequeñas frustraciones no sean toleradas y se conviertan en semillas de una depresión. Todo en consonancia con las sociedades desarrolladas, que son las que desde finales de la II Guerra Mundial vienen mostrando un aumento en la incidencia de la depresión en toda la población y, por ende, en la infantil.

     La doctora Del Barrio lo explica de otra manera: «Nos estamos quedando sin niños y no sólo por el control de la natalidad. Nuestra falta de tiempo la pagan nuestros pequeños, porque les obligamos a llevar vidas de adulto».

Cómo actuar

     Existe una serie de pautas que sirven tanto para intentar paliar una depresión infantil como para prevenir su aparición. Éstas son algunas de ellas, elaboradas para La Revista por Lucila Andrés, directora del centro de psicología Grupo Luria.

     Elaborar un plan de vida estructurado para el niño en colaboración con él. Se trata de conseguir que tenga un marco de referencia para instalarse en la vida donde haya tiempo para todo: estudio, ejercicio físico, juego, descanso…

     Proponerle metas y objetivos realistas que tengan como finalidad motivarle. Así como encomendarle tareas y premiar su adecuado cumplimiento.

     Enseñarle a identificar sus emociones y a expresarlas. Con el simple hecho de que intente contar lo que le ocurre ya está dando forma a sus sentimientos.

     Darle un modelo de afrontamiento de dificultades que muestre que todo sufrimiento se puede superar. Los problemas se minimizan cuando la persona se enfrenta a ellos.

     No ignorar los episodios de crisis: berrinches, pataletas… Procurar indagar en las causas que los motivan.

     No seguirle el juego de los chantajes psicológicos. Si el niño ve que consigue todo lo que se propone con un estallido de llanto, explotará esa conducta continuamente.

     Saber esperar a cuando el niño esté más receptivo para hablar sobre lo que le está ocurriendo.

     Fomentar la interacción social del niño.

     Promover y gratificar el buen carácter.

Cortesía de Magazine El mundo

Interés Turístico

Guía para descubrir Ibiza y Formentera (II)
May 15, 2022 Ξ Deja tu comentario

Guía para descubrir Ibiza y Formentera (II)

posted by Vicente

    Por @vicent_mari           Continuando con lo que relatábamos la pasada semana, en esta serie de artículos vamos a ir desgranando los secretos de las  Leer más »

Interés Turístico

Guía para descubrir Ibiza y Formentera (I)
May 8, 2022 Ξ Deja tu comentario

Guía para descubrir Ibiza y Formentera (I)

posted by Vicente

Por @vicent_mari             No es necesario explicar que Ibiza es una isla, un paraíso flotante en el Mediterráneo junto a su hermana menor, Formentera. Su fama llega a todos los  Leer más »

Destacados

Ibiza y Formentera: Las islas del postureo
May 1, 2022 Ξ Deja tu comentario

Ibiza y Formentera: Las islas del postureo

posted by Vicente

  Por @vicent_mari             De entre las islas del Mediterráneo, me atrevería a decir que, pese a su reducido tamaño, Ibiza y Formentera son el  Leer más »

Cultura

«Ojoxojo», nueva revista de arte y literatura de Ibiza
Jul 21, 2021 Ξ Deja tu comentario

«Ojoxojo», nueva revista de arte y literatura de Ibiza

posted by Vicente

      Por @Vicentmari      Luis Miguel Hermoza y Reinhard Huaman Mori han sido los impulsores de una nueva revista de arte y literatura que ya puede encontrarse en  Leer más »

Agenda

Formentera Fotográfica se celebrará en octubre
Jun 15, 2021 Ξ Deja tu comentario

Formentera Fotográfica se celebrará en octubre

posted by Vicente

Por @Vicent_Mari      Formentera Fotográfica, el encuentro organizado por el Consell de la citada isla ya tiene fecha para la edición de este año 2021 y tendrá lugar del 8  Leer más »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


× cinco = 5

Buscar

Publicidad

Booktrailer

FB Like Box

Publicidadd

Ibiza lo tiene todo

Mennta en las redes

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Recent Reviews

Formentera, la última frontera del paraíso
0

Formentera, la última frontera del paraíso

    Por @vicent_mari      Formentera es conocida en todo el mundo. Su fama supera todas las fronteras.  Deportistas, cantantes, estrellas de Hollywood, modelos, políticos, ricos empresarios… famosos y anónimos, son  Leer más »

Jun 30, 2014 Ξ Deja tu comentario

Agenda

Formentera Fotográfica se celebrará en octubre

Formentera Fotográfica se celebrará en octubre

Por @Vicent_Mari      Formentera Fotográfica, el encuentro organizado por el Consell de la citada isla ya tiene fecha para la edición de este año 2021 y tendrá lugar del 8  Leer más »

Jun 15, 2021 Ξ Deja tu comentario

Cartelera

Ultimas publicaciones

Guía para descubrir Ibiza y Formentera (II)

Guía para descubrir Ibiza y Formentera (II)

    Por @vicent_mari           Continuando con lo que relatábamos la pasada semana, en esta serie de artículos vamos a ir desgranando los secretos de las  Leer más »

May 15, 2022 Ξ Deja tu comentario

Entrevista

«El público pasará un buen rato con esta película»

«El público pasará un buen rato con esta película»

Por @vicent_mari      Jose Ignacio Ricarte, (Zaragoza, 1972) médico y director, esto último en sus ratos libres, vuelve a los focos de la actualidad cultural de Ibiza un par de  Leer más »

Jun 13, 2016 Ξ Deja tu comentario