Jueves 24th septiembre 2020,

Curiosidades e Historia

Ξ Deja tu comentario

Notas asininas

posted by Vicente
Notas asininas

Por Miguel Angel González

     «Ploreu, ploreu, atl·lotes / que el ruc està malalt; té mal a la poteta i el ventre li fa mal / No pot menjar civada, sinó pinyons pelats, / no pot dormir a l´estable / sinó amb coxins daurats». Canción popular catalano-balear que descubre el sentimiento de ternura que ha despertado siempre el asno a pesar del malditismo que a lo largo de la historia le ha perseguido y de su humilde condición, sobre todo, como bestia de carga.

     El burro, el rústico borrico y bíblico onagro, lo conocemos en Ibiza, indistintamente, como ruc o ase. Y como somera si hablamos de una burra.

     Para los estudiosos es el Equus asinus europeus que puede presentar pequeñas diferencias somáticas en sus proporciones corporales, talla, pecho, grupa, tamaño de las orejas o color de su pelo. En todo caso, podemos considerarlo un cuadrúpedo autóctono de la cuenca mediterránea que ya aparece en el Cuaternario. De su procedencia sabemos que vivía en estado salvaje hasta que, en el nordeste africano, fue domesticado en el Holoceno. Todavía hoy quedan manadas de asnos asilvestrados en Núbia, Somalia y regiones subdesérticas de Abisinia y Sudán. Muy probablemente, en Ibiza tuvimos algunos asnos de procedencia oriental con los púnicos y los árabes, pero la gran asnada insular nos llegó y se multiplicó en el siglo XIX.

     En cuanto a los burros de los últimos tiempos –siempre a partir de los importados y como resultado de los cruces que en las islas se vinieron haciendo– han sido ejemplares híbridos que, como todavía vemos hoy, tienen algo del burro mallorquín y, por supuesto, también del catalán.

     Los payeses con los que he hablado de nuestros asnos no acaban de decantarse por cuál de los dos grupos principales que hoy existen pertenece nuestro borrico. Parece que no está claro si responden al perfil recto o europeo –propio del burro catalano-balear– o se ajustan más al perfil convexo norteafricano que todavía encontramos en Italia, Egipto, Sicilia y Marruecos.

     Sea como fuere, podemos decir que, en términos generales, su altura ronda los 140 cm en la cruz y que pesa entre 350 y los 450 kg. Además de sus grandes orejas, enhiestas y móviles, y de su pelo corto que es suave al tacto, una de sus características es la blanca coloración de su morro, vientre y entorno de sus ojos, que tienen una mirada muy expresiva, bondadosa y como resignada. Otro rasgo apreciable es que nuestro burro es un ´todo terreno´, camina seguro sin que le importe lo irregular que sea el camino y aguanta con la misma estoica indiferencia los golpes y los cambios climatológicos. Se le tiene por bestia terca, pero es pacífico, resistente, abnegado, más noble que la mula y manifiesta una fuerte querencia lujuriosa que le da una capacidad genésica notable. De ahí que se diga que nuestro burro, impenitente fornicador, es especialmente eguasser, es decir, que siempre que puede va de egues. Por lo general, es un animal silencioso, pero cuando le da por soltar su escandaloso roznido –bram o rebuzno–, es un empezar y no acabar que suelen contestar sus congéneres del vecindario con tan efusiva vehemencia que uno se pregunta si estos burros nuestros no hablaran como el asno de Balaán.

     Un detalle curioso que me aclara un payés de Labritja es que «una somera coberta per un cavall engendra els muls o mules somerines que anomenem matxos, mascles o femelles, però estèrils; com són estèrils els muls i les mules engendrades pel creuament d´una egua i un ase».

     De la importancia que tuvieron los asnos en nuestras islas son una buena muestra los topónimos que retiene nuestra geografía: Caló de s´Ase (Portinatx), Pas de s´Ase (la Mola), Racó de s´Ase (Albarca), Escull de s´Ase (al NE de l´illa de s´Espartar, también llamado sa Somera Petita en el grupo de rocas que conocemos como ses Someres). Y en el municipio de Vila tenemos el popular Salt de s´Ase (a poniente de la punta del Calvari, a mediodía del Puig des Molins). Sabemos que este último lugar fue utilizado como atarazana en la que se construyeron en el siglo XIX, entre otros barcos, la goleta ´Intrépida´ (1829), la bricbarca ´Venus´ (1855) y la corbeta ´Josefa´ (1860). Tal vez un asno que hacía girar el molinete del astillero era un tanto lunático o tuvo un mal día cuando pudo salir espiritado y saltar al mar desde al acantilado que, desde entonces, guarda en su nombre memoria de su zambullida, Salt de s´Ase.

     Otro detalle que me explican es que, mientras las mulas y mulos solían ir herrados en las patas delanteras, los asnos caminaban descalzos, sin ninguna clase de hierros. Y su ronzal sólo era una cuerda de nudos fijada a una pieza de hierro colocada en la nariz que permitía controlar al animal, aunque lo común era guiarlo con un tirón hacia uno u otro lado. El archiduque de Austria, Luís Salvador, comenta que las albardas acolchadas y recubiertas de piel en su interior eran más utilizadas en mulos, siendo los arreos de los asnos más humildes. Lo que llevaba el burro era la beasa, serón o saco cuadrilongo de palmito entretejido que se abre en su mitad y se adapta bien al lomo del animal, cayendo hacia los lados en dos grandes bolsas que permiten el transporte de cargas que, en ocasiones, rayan la desmesura.

A pelo

     Otra curiosidad asinina es que los burros en Ibiza se cabalgaban a pelo, sobre una manta vieja o sobre piel de oveja. Dada su poca talla, se montaban de un salto o con el apoyo de una piedra o murete, a horcajadas los hombres y con las dos piernas de un mismo lado las mujeres. Y si lo cabalgaba una persona mayor, se le colocaba al asno una banqueta semicircular con respaldo, asiento que parecía un pequeño trono. Al asno, para que caminara, se le arreaba o pinchaba la grupa con una vara, aunque bien adiestrado era una bestia que obedecía con docilidad al silbido y a la voz de su amo. Por lo que he podido leer y me han contado, las mulas y mulos eran más utilizados en el campo, mientras que en la ciudad eran más comunes los asnos, posiblemente porque eran más fiables, más manejables y fáciles de estabular por su menor envergadura. Estos asnillos sabían latín y, cumplido su ministerio, podían volver solos a su corral y más de uno daba golpes en las puertas con sus rodillas o con la cabeza para que supieran de su presencia y pudieran abrirle el establo.

Noticia

Se pone en marcha un centro comercial online en Ibiza
Abr 11, 2020 Ξ Deja tu comentario

Se pone en marcha un centro comercial online en Ibiza

posted by Vicente

Por @vicent_mari        Esta semana se ha presentado una nueva plataforma online con el objetivo de acercar a los hogares el comercio de proximidad del municipio donde se podrán  Leer más »

Cultura

eFilm: la plataforma gratuita de las bibliotecas públicas
Abr 6, 2020 Ξ Deja tu comentario

eFilm: la plataforma gratuita de las bibliotecas públicas

posted by Vicente

Por @vicent_mari        Con la colaboración del Departamento de Cultura, Educación y Patrimonio del Consell Insular de Ibiza se ha puesto en marcha la iniciativa eFilm, una plataforma de  Leer más »

Noticia

El Consell de Ibiza impulsa un programa virtual de ejercicios para las familias
Mar 29, 2020 Ξ Deja tu comentario

El Consell de Ibiza impulsa un programa virtual de ejercicios para las familias

posted by Vicente

Por @vicent_mari        Con el título de “Muévete en casa”, el Consell d´Eivissa ha puesto en marcha una iniciativa con el fin de promover el ejercicio y combatir la  Leer más »

Noticia

Paseo virtual en la nueva web del Museo Arqueológico de Ibiza
Mar 21, 2020 Ξ Deja tu comentario

Paseo virtual en la nueva web del Museo Arqueológico de Ibiza

posted by Vicente

Por @vicent_mari      Aquellos interesados en el patrimonio arqueológico de Ibiza y Formentera están de enhorabuena. Recientemente se ha conocido que la nueva web del Museo Arqueológico de Ibiza y  Leer más »

Curiosidades e Historia

¿Los ovnis apagaron el faro de sa conillera?
Feb 15, 2020 Ξ Deja tu comentario

¿Los ovnis apagaron el faro de sa conillera?

posted by Vicente

Por Cristina Amanda Tur, diariodeibiza.es      La primera vez que los medios registraron el avistamiento de un platillo volante en Balears fue en marzo de 1950. Sin embargo, no sería  Leer más »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


9 − siete =

Buscar

Publicidad

Booktrailer

FB Like Box

Publicidadd

Ibiza lo tiene todo

Mennta en las redes

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Recent Reviews

Formentera, la última frontera del paraíso
0

Formentera, la última frontera del paraíso

Por Vicente Marí      Formentera es conocida en todo el mundo. Su fama supera todas las fronteras.  Deportistas, cantantes, estrellas de Hollywood, modelos, políticos, ricos empresarios… famosos y anónimos, son muchos  Leer más »

Jun 30, 2014 Ξ Deja tu comentario

Agenda

Los dinosaurios del Jurásico llegan al recinto ferial

Los dinosaurios del Jurásico llegan al recinto ferial

Por @vicent_mari      Desde este próximo sábado día 9 hasta el domingo 17 de este mes, por primera podremos disfrutar de una exposición totalmente diferente de lo que hemos visto  Leer más »

Abr 6, 2016 Ξ Deja tu comentario

Cartelera

Destacados de la semana

Snorkel en Ibiza y Formentera

Snorkel en Ibiza y Formentera

Por @vicent_mari      Todo el mundo sabe que es el snorkel. Es una forma de buceo a poca profundidad o a nivel de superficie empleando unas gafas de buceo y  Leer más »

Ago 10, 2016 Ξ Deja tu comentario

Entrevista

«El público pasará un buen rato con esta película»

«El público pasará un buen rato con esta película»

Por @vicent_mari      Jose Ignacio Ricarte, (Zaragoza, 1972) médico y director, esto último en sus ratos libres, vuelve a los focos de la actualidad cultural de Ibiza un par de  Leer más »

Jun 13, 2016 Ξ Deja tu comentario